<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d6937146\x26blogName\x3dIdeas+brillantes\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://ideasbrillantes.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://ideasbrillantes.blogspot.com/\x26vt\x3d7719204394931747143', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

« Home | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next »

Crónica


    Despedí el año en Segovia, visitando   El Pop español en el museo Esteban Vicente. Eso fue antes del cordero, claro. La exposición vale el viaje por varias razones: es una estupenda excusa para visitar Segovia,  permite conocer un museo reciente en un edificio interesante, pero sobre todo porque lo que hay expuesto merece la pena. Es una selección muy corta de pintores (cinco, y Dalí de pegote, supongo que por el tirón)  con una selección aún más corta de piezas. Junto a los cuadros, una muestra de fotografías de la España de  fines de los cincuenta a los primeros setenta. Del siglo pasado, quiero decir. Muchas de ellas son clásicas  --Cualladó, Inge Morath, Miserachs, César Lucas-- pero verlas todas juntas es a la vez sumamente hermoso y profundamente didáctico en tiempos de memoria corta. Por otro lado, tanta buena foto le lleva a uno a preguntarse qué pinta Darío Villaba  entre los pintores. En fin, serán cosas mías.

   Pensándolo luego, me choca que me gustara tanto la exposición si de los cinco pintores uno no me interesaba gran cosa (Villaba), otro me pareció haber aguantado mal el paso de los años (Genovés, aunque hay que decir que la selección era muy limitada), Gordillo no me vuelve loco en general y Arroyo sólo me hace cierta gracia. Pero claro, había unos cuantos cuadros del Equipo Crónica. Entre ellos, éste que no recordaba haber visto antes (o sí ¿en el Prado?) y que me fascinó.

Jueces y reos
© Equipo Crónica                                       Jueces y reos (1974)

Es una pena que el catálogo no reproduzca el marco negro, en el que está escrita la leyenda correspondiente a los números que rodean a las figuras del cuadro. Nombres y caras del pasado y el presente mezclados en una obra de 1974. Por cierto, el cuadro está en Sevilla, así que imagino que volverá allí tras la muestra. Pero mejor acercarse a Segovia. Cualquier excusa es buena.

0 opinan

Responde