<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d6937146\x26blogName\x3dIdeas+brillantes\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLACK\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://ideasbrillantes.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://ideasbrillantes.blogspot.com/\x26vt\x3d7719204394931747143', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

« Home | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next » | Next »

Carlos Fuentes

    
Hace un tiempo (¡uf, más de cinco años hace!) dediqué una serie de entradas, agrupadas bajo la etiqueta de recortes, a una serie de extractos sacados de un libro de Carlos Fuentes que me había deslumbrado por razones algo extrañas: Diana o la cazadora solitaria. Había leído otras cosas de él (Artemio Cruz), y más adelante aún leí  más (La silla del águila, entre ellas), pero nunca volví a encontrarme con una mezcla tan fascinante de introspecciones y reflexiones sobre los temas más variopintos. Sí, en cambio, con un escritor prodigioso, de los que escriben brillante de puro limpio, y un narrador potente como suelen serlo los que nos llegan de América Latina. Ojo, digo los que nos llegan, no todos los de allá.
  Ahora se ha muerto, Carlos Fuentes, y siento que le debía unas palabras de recuerdo.
     Sea tibi terra levis.

Etiquetas: ,

2 opinan

  • Que la tierra le sea leve, sí. La verdad es que nunca me entusiasmó como escritor; supongo que lo probé poco.

    Blogger Peke a las 7:26 p. m.       
  • Me acuerdo de aquellas entradas (las de Diana la cazadora, no me malinterprete. ¡Cómo nos pasa el tiempo!

    Anonymous Pola a las 11:57 p. m.       

Responde